domingo, 3 de febrero de 2008

recuerdos del 73

Nuestro amigo Gustavo, asíduo visitante y pertinaz comentarista de este lugar, me acaba de hacer feliz como una lombriz, cosa que le agradezco una enormidad, y vosotros también aunque no sepáis por qué razón todavía. Que ¿qué ha hecho nuestro Gustavo para obtener tamaños agradecimientos? Pues me ha mandado un emilio precioso, en el que, además de plantearme ciertas dudas que ni siquiera he podido resolverle, me acompañaba un link absolutamente d e l i c i o s o. A eso le llamo yo devolver bien por mal, cosa de mi educación básica judeocristiana. El link mencionado conduce, ni más ni menos, que a una página en la que podréis encontrar, conveniente y fielmente escaneadas y digitalizadas (por lo tanto), todas y cada una de las páginas de todos y cada uno de los números de la mítica revista semanal Hermano Lobo que vieron la luz allá por los finales del tardo-franquismo, a comienzos de los años 70.

En aquellos tiempos, más concretamente los primeros meses del 73, poco antes de tener que largarme de urgencia (disfrazado de lagarterana y con un pasaporte colgajo más falso que la risa de Aznar) a beber cada día en Paris el dorado champán del exilio, que dijo un indocumentado de los de entonces, alternaba yo la clandestinidad frapera de grupúsculo enamorado de su dependencia ideológica de un diminuto paisúsculo, decía, con colaboraciones esporádicas en este Hermano (homo homini lupus) Lobo gracias tanto a mi acerada y radical pluma de por entonces como a mi buena relación con Ángel García Pintado, a la sazón director de la cosa.

Pues sabréis que de mi flaca memoria para lo concreto, desarrollada con esmero gracias a numerosos ejercicios voluntarios del músculo de olvidar (repito, clandestinitis obligaba), había olvidado completamente cuáles habían sido mis "alias" en esa revista, y cuántas llegaron a ser mis colaboraciones publicadas. Asunto resuelto. Hoy yergo la cabeza, me engallo y os comunico que, aunque vosotros y yo lo ignoráramos, el que esto firma era entonces conocido como El Soppas y hasta cual El jorobado de Notre-Dame. Con un simple clic, que me da vergüenza, pero bueno, podréis encontrar en la deliciosa página a que os he remitido, mis seis (6) colaboraciones en tan dignísima revista.

No seáis excesivamente severos con aquél chaval de 24 añitos más sobrado de voluntad que de acierto.

8 comentarios:

Gustavo dijo...

¡Jaja! Pues te aseguro que no tenía ni idea. En otras ocasiones le hecho algo parecido al Plómez en el foro a sabiendas, pero esta vez sí que no lo sabía. En fin, leeré con atención -si el ordenadro de los Picapiedra me lo permite- estas colaboraciones tuyas. Tal vez tenga alguna en el único número que tenemos, ya que lo compró mi madre recientemente en la feria del libro y así conocí la publicación.
Encantado de servir a la causa.

Anónimo dijo...

Me he tirado una hora leyendo pero me he regodeado con tan excelsa lectura. Merece la pena, de verdad, Sopas.
Muchas gracias, también a Gustavo por haberte enviado ese e-mail y así darnos la oportinidad, al tú publicarlo, de poder leerlo y participar de esta manera, un poco, en tus recuerdos. Me ha gustado y entretenido mucho. Gracias,
Shosho.

Luna Carmesi dijo...

Con lo golfo que eres viejo no me quiero imaginar con 24 años como 'ibas'...
:-P

Gracias por la difusion de esa recopilación de Hermano Lobo. Creo que es una bendicion encontrar estas pequeñas 'obras' que forman parte del arte y la vida de este pais. Estas 'obras' que solemos enterrarlas a base de puñaladas propias y ajenas... un deporte que nos une.

Permitirme divulgar ese link.

Besos y buena semana.

Juan Carlos Latxaga dijo...

¡Qué ataque de nostalgia!. Un lujazo el link que permite disponer de toda la colección de Hermano Lobo con un toque del dedito en el ratón. Me pregunto dónde fue a desaguar semejante hemorragia de genialidad. Menos mal que todavía nos queda El Jueves.
El humor, como la poesía, es un arma cargada de futuro.

David, el tertuliano dijo...

Antonio, ¿este papiro era como "El jueves"?

Es broma xD

Miriam dijo...

Hola chulazo:

Solo quería decirte que en breve se cerrará el dominio yoputa.net. Si deseas seguir enlazandome puedes hacerlo a http://eraputa.blogspot.com/

Yo ya te enlacé en la nueva web.

Por culpa tuya me acaba de echar la bronca mi novio, por eso del Hermano Lobo, le pregunté si la conocía y me está soltando una perorata de que antes había quién se jugaba el tipo luchando contra las dictadura, que ahora si la hubiese de lo único que nos preocupariamos sería de la ropa de marca y esas tonterías (tan importantes).

Besos.

Grendel Khan dijo...

Delicioso, sin duda. Voy a tener lectura para rato.
Pongo el link junto al de la revista Microhobby digitalizada también en:
http://www.microhobby.org/

Antonio Piera. Madrid. dijo...

Me ha encantado compartir con vosotros estos recuerdos físicos, esta vez tangibles e imprimibles. La verdad es que el día en que Gustavo me lo hizo llegar fue para mí un día feliz. Mil Gracias, señorito Gustavo.
Las mismas que a este anónimo comunicante, y a todos los que habéis podido conocer a partir de este esfuerzo desmesurado (¿a quién agradecérselo?) otra mínima parte de nuestra historia reciente, algo que me viene a suceder cuando repaso los espléndidos tomos de la Historia de Madrid de Bravo Morata.
Con 24, Lunita? Pues tan golfo y despistado como una que yo conozco, imagino.
Miriam, cariño, gracias por avisar. Parece que lo has dejado, ahora me pasaré por el nuevo para leerte. Dile a tu chico que tiene razón. Por ahí estuvimos algunos. Si hubiéramos sido tantos como los que a toro pasado presumen de ello, posiblemente la transición hubiera resultado más rápida y la dictadura no se hubiera disuelto como un azucarillo, sin memoria ni culpa. Salúdale de mi parte.
Grendel, tomo nota.
El HL era mucho menos claro y bestia que El Jueves, aunque puede que fuera más valiente por las circunstancias. Entonces las cosas no salían gratis.