viernes, 5 de agosto de 2011

sangre para el Papa

Parece que la consigna era limpiar las calles de Madrid para que el 16 de agosto los "arraigados en Cristo" pudieran recibir a su prócer en loor de limpia multitud, caros perfumes incluidos en el gratis total. Había que desaparecer los vestigios perrofláuticos de esas gentes de baja condición reunidas alrededor de no se sabe qué extrañas reivindicaciones y presentar ante los niños del Lacoste una ciudad alegre y confiada, no fuera a ser que les saltaran a los ojos las miserias humanas que el Vaticano bendice. Para ello, había que imponer en Madrid la autoridad y sus propias leyes, ante las que palidecen por innombrables los párrafos garantistas de la Constitución, que ya han dicho el BCE y el FMI y los banqueros unidos del mundo entero que, si hay que cambiar las leyes, pues que se cambien y ya está, así que no ha de ser tan malo empezar a ignorarlas.

De modo que los valientes chicos de Camacho, esa mano derecha de Rubalcaba que afirma desconocer lo que hace la izquierda cuando rebusca el voto del 20N entre los mismos del 15M a los que su heredero golpea, se han lanzado a ocupar las calles y plazas de Madrid emulando a Fraga y conculcando cuantos derechos constitucionales les han venido en gana, que para eso las porras, el gas y las balas de goma expresan sin pudor su propio lenguaje frente a las manos y la palabra de los que hemos renunciado a cualquier violencia. Curioso personaje este Camacho, tan pobre de nacencia como aspirante en su día a trabajar con corbata, desertor de las filas obreras y temporalmente vendedor del corteinglés, y ahora ministro de la cosa interior, cuán olvidadizo nos ha resultado el andoba.

Anoche, mientras aquí, en Rota, los de Attac nos explicaban las verdades de la Deuda y del Pacto del Euro, los chicos de Camacho golpeaban y reprimían sin pudor a gente pacífica que ejercía sus derechos constitucionales, salpicando las calles de la capital de una sangre que es a la vez y por costumbre la bienvenida que los parias de la tierra ofrecemos siempre a los poderosos. La R de Rubalcaba, en connivencia con la R de Rajoy y la doble R escondida de Aguirre y de Gallardón se unían en una R gigante de Represión contra esta molesta gente sin educación que no quiere que Madrid esté limpia para recibir a la impoluta R de Ratzinger.

La noche del 4 de agosto poblará ya en adelante nuestros recuerdos así, como el advenimiento de su erre de bien coaligada y mandona, tan chula ella. Grave error, porque a su erre contestará hoy día 5 de agosto por todas las tierras de España nuestra erre que erre de Resistencia frente al autoritarismo, de Reacción frente a sus agresiones, de Rebeldía ante la injusticia, de Respuesta solidaria y de pacífica Revolución para cambiar de una vez todo lo podrido y vergonzoso de esta sociedad que no nos gusta, de esos políticos que no nos Representan, de esos banqueros para los que solo somos mercancía.

Frente a su erre de noche, exhibamos orgullosos nuestra brillante y solidaria erre de cada día, erre de Sol, erre de indignación, erre de dignidad, o esa erre que duerme amagada y escondida en los entresijos de la palabra LIBERTAD.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

R de votarrrrrr el 20N que es donde tenemos que demostrar nuestra indignacion, lo de attac anoche me dejo asustado por los bancos,intereses,euribores, etc pero creo que hay que ir preparando esas elecciones ya que
marcaran la union, fuerza y sentido
que tenga la plataforma.
Buen dia y a currar!!!!!
S.I.

albokari2 dijo...

¡Ahí le has dao! DEspejen las calles de escoria obrera y de pintas para que los pulcros borjamaris y cristoflautas (dicen que he inventado el término) campen a sus anchas y les den a los comerciantes de sol esos 30 millones de euros (?) que reclaman. Que el papa vea lo que supuestamente es la buena juventud española... Quitan a la gente del paseo de El Prado para contruir confesionarios: supongo que más de uno lo necesita con urgencia, y está bien que estén separados en pocos metros como las paradas de autobús, porque cien metros dan para pecar mucho.

Nacho M. dijo...

Ya tendrá tiempo el candidato de aquí al 20-N (hundido) de hacer guiños al 15-M (tocado). Ahora hay que dar paso al blanco y radiante Papa. Andan los chicos “gavioteros” vociferando que sólo se actúa cuando se acercan al Ministerio del Interior y no cuando estaban en Sol. El caso es dar hostias. Bienaventurados los que no veis Telemadrid porque no tendréis cólicos de sotanas.

¿Poner confesionarios en el Retiro es acampar en pecados? Para entonces yo habré huido al Cabo de Gata y mientras los bipolares habrán hecho su particular agosto.

¡Salud!