jueves, 12 de mayo de 2011

de la casualidad

Anoche me acosté (es un decir, porque realmente duermo en el sofá) con la tragedia del seísmo de Lorca en las entretelas. Me resultaba inaceptable que un grado tan corto en la escala Richter hubiera producido tantos daños, aceptables quizá en el caso de edificios antiguos pero rotundamente inaceptables en el de construcciones recientes. Los arquitectos y las empresas responsables de tales construcciones deberían ser sometidas de oficio a una profunda revisión de sus planos y materiales, sin más dilación, mientras el personal se vuelca en socorrer y ayudar a la legión de los damnificados, auxiliar a las víctimas y proveer su futuro.

Luego, recordando el aún cercano terremoto del Japón, me dio por revisar el mapa español de centrales nucleares, esas inconscientes bombas de relojería que algunos se empeñan y otros consiguen implantar en nuestro territorio, defendiendo su inexplicable temeridad con argumentos incluso de independencia energética, como si en España naciera un uranio en cada esquina. Evoqué otro argumento de los interesados defensores en pro de lo nuclear, enarbolado muy recientemente sobre nuestro tatami político contra la creciente oleada de repulsa antinuclear que generó la tragedia de Fukushima. En España no hay apenas terremotos, decían. Aquí, pues, no hay peligro, colegían.



La central nuclear de Cofrentes está situada a escasos 250 kilómetros del epicentro del movimiento telúrico que ha causado la destrucción en Lorca y que se ha percibido incluso en Madrid, que está mucho más lejos como bien sabemos. Ha habido suerte. Ha fallado la puntería, ha errado el tiro el cabrón que sortea la desgracia, ha marrado la Pacha Mama su pedorreta y su escalofrío por un pelo. Felizmente, añadiré. Por casualidad, la misma que se hubiera invocado trágicamente si el corrimiento hubiera tenido lugar a esos escasos doscientos cincuenta kilómetros que han separado una tragedia de ese apocalipsis que se empeñan en ignorar los que se desgañitan a favor de las centrales y luego pasan factura.

Y, encima, ha ganado la Liga el Barça. ¡Estamos de enhorabuena!

3 comentarios:

Adrian Vogel dijo...

Llorca al nostre cor
https://elmundano.wordpress.com/2011/05/14/llorca-al-nostre-cor/

Anónimo dijo...

Hello. What better http://google.com or http://yahoo.com ?

Anónimo dijo...

buenos su espacio online es muy bueno,esto es la tercera vez que vi tu website, buen espacio!
abrazo