domingo, 28 de diciembre de 2008

el clamor de los corderos

Esperaba ya la inocentada anual de Rouco, que suele caer por estas fechas posiblemente por aprovechar el plus de ternura que flota en el ambiente para arrimar el ascua a su sardina, y me han defraudado este año. Será la crisis, pero la convocatoria les ha salido rana, por muchos autobuses que hayan fletado con sus correspondientes pancartas igualitas. Vaya, 1.000 autobuses, qué barbaridad, lo mismo..., 54.000 personas dentro, si descontamos los conductores, más de 100.000 bocadillos... Estoy deseando que los chicos del manifestómetro publiquen sus conclusiones del guateque de hoy, pero a primera vista no creo que este año hayan alcanzado siquiera los 150.000 asistentes ya que no me parece que se hayan cubierto los 43.395 metros cuadrados del 2007. Es lo que tienen los números, que son cabezones y no dejan lugar para alharacas ni estimaciones de buen (mal) cubero. Mides los límites de la concentración (que como están de rodillas es más sencillo), lo demuestras con fotografías, calculas la superficie final ocupada y multiplicas los metros cuadrados que te da por 2, 3 ó 4 a lo más si te parece que están como piojos en costura, y voilá, sale lo que sale y el equipo episcopal miente y se tendrá que confesar de contra el cuarto mandamiento, aunque no esté de moda, con su millón a cuestas. Aunque a lo mejor es sólo una mentirijilla inocente, de esas de andar por casa. Seguro que no es de las mentiras gordas que valen para argumentar patrañas frente a un gobierno respaldado por los votos en las urnas en unos plebiscitos en los que no vale eso de "me han votado más de un millón" para denostar, combatir e impedir que se apliquen las legítimas decisiones que les perjudican.

La cosa era contra todo en general, ya que se trata de poner sobre la mesa algún peso para negociar, por una parte, y de hacerle ver al sumo pastor alemán lo bien que se cumplen aquí sus planteamientos por otra, pero específicamente contra la legalización del matrimonio homosexual, la despenalización del aborto y la entrada en vigor de la asignatura Educación para la Ciudadanía. Lo de los homosexuales es algo que le trae a mal traer al Papa, ya que tira del tema con asaz insistencia venga o no venga a cuento. No creo que sea una fijación de su juventud, de cuando ingresó en las Juventudes Hitlerianas ni del año y medio que sirvió como soldadito del III Reich (más exactamente como flakhelfer, pío ayudante de artillería antiaérea), porque entre aquellos recios machotes no se debían ver con buenos ojos las desviaciones antinaturales que pudieran corromper a la raza aria, pero seguro que Freud mantendría una pintoresca opinión al respecto.

Del resto de esta inocente defensa de la familia hablaremos si os parece en otro momento. Hoy me preocupa sólo saber en qué lugar de honor se sentaba a esta eucaristía el presidente del Tribunal Supremo de mi país y por ende del Consejo Superior del Poder Judicial, Carlos Dívar, quien afirmara hace poco públicamente que "...sólo en amar a Cristo y hacerle amar, en una vida coherente y cabal, se encuentra la única y verdadera Justicia" o eso tan pintoresco que rezaba: "...los católicos, obedeciendo al Papa, nunca nos equivocamos" o que manifestaba su condena moral de cualquier tipo de aborto. Seguro que estuvo allí, en misa y repicando. Haciendo escuela. ¿Cómo es posible que un tipo así haya sido respaldado por un gobierno socialista? ¿Cómo no ha sido destituido inmediatamente de sus cargos quien se manifiesta en contra de aquello que representa?

Cualquier día tendremos que hablar de esto.

5 comentarios:

oyana dijo...

Me maravilla a las cosas que le prestas atención. Debe ser por tu oficio. Al resto de la población agnóstica nos la refanfinfla. Hay cosas que caen por su propio peso y la Iglesia, con su postura retrógrada,intransigente y culpabilizadora está perdiendo fieles cada día. Y fíjate que con la caída de valores (y no hablo de la bolsa) la fente se engancha a cualquier cosa, desde el futbol-patria, para defender una bandera a todas las religiones alternativas o actividades que te hagan relajarte y conectar con tu espíritu (yoga y demás). Es decir, parece que necesitamos algo que vaya más allá de nuestra simple finitud para no acojonarnos y para tener motivos para hacer cosas.

Puesto aí de fácil, si la Iglesia se adaptara a los tiempos que vive, estaría hasta la barrera de fieles.

Y luego también pasa una cosa y es que se apuntan a todo lo que censuran: anulan matrimonios (manera sutil y descarada de divorciarse), y se vuelven a casar ante el miosmo Dios de la primera vez creyendo que hace la vista gorda o que se le había olvidado aquel primer matrimonio para toda la vida....abortan cuando el embarazo es vergonzoso (podría dar fe), etc, etc. Y claro, ante tanta incongruencia los seguidores se van borrando.

Ya que te metes en estos berengenales, podrías explicar lo dificil que es borrarse de la religión católica. Yo lo intenté con una amiga y desistí de ser apóstata. Me marearon tanto....Se necesita estar en el paro para poder hacerlo.

Bueno, guapo, me ha encantado el tema. Y ¿sabes? A mí la Leti no me daba ni frío ni calor hasta que la casó Rouco yy le bautizó los niños. Nunca fui monárquica, pero ahora, además, no me gustan.

Un beso

__MARÍA__ dijo...

Por lo visto, mejor dicho por lo oído, todo el que no sea católico es culpable de todo lo malo que ocurre en este país y en el mundo entero. Eso he oído de algunos de los manifestantes-feligreses de ayer.
A mí es que me pasa como a la persona del comentario anterior, que me la refanfinfla mucho ellos los católicos. Y como a esa persona, me está costando mucho, mucho trabajo apostatar de esa religión, sólo para que no me cuenten como un número más por el que cobrar del estado...
En fin, que con su pan se lo coman, siempre que a mi no me toquen mucho, las te..clas.
Saludos

Antonio Piera dijo...

No des tu ideas, oyana. Mejor que sigan la cuesta abajo a que les conduce su ceguera e intransigencia. Mi única intención con entradas de este tipo es poner puntos sobre las íes y vacunar en lo posible frente a los nuevos viruses, como el cambio de actitud del pastor alemán que ahora habla de "proteger" al hombre de los homosexuales, mutándoles de un plumazo de perseguidos a agresores. Esa postura me conduce siempre a la misma pregunta. Según esta secta: ¿habrá creado su dios a los homosexuales? Es más, ¿serán nacidos en una de sus familias tradicionales o habrán llegado a este valle de lágrimas en un ovni?

Por otro lado, os digo a ambas que apostatar es prácticamente imposible con las actuales estructuras de esta secta, aunque pronto publicaré una especie de manual. En el fondo, si se empeñan, que se queden con mi fe de bautismo para liarse unos canutos. Sus números inflados, realmente, me la soplan.

Vimes dijo...

Usted disimule, don Antonio, pero es el octavo, no el cuarto, el de "no mentirás".

Carlos Dívar ha sido nombrado presidente del CGPJ por ese pacto tan estupendo que han hecho PSOE y PP. ¿Y por qué se ha nombrado a un conservador de presidente? Una de las razones que me parece bastante plausibe es que el Consejo debe dar informe sobre gran pate de los proyectos de ley. Esos informes no son vinculantes pero se les suele hacer caso. Y esta legislatura se tratan cosas como aborto, eutanasia y todos esos asuntos que al Gobierno le interesa plantear para quedar de progre pero sobre los que a lo mejor no le conviene generar debate para no ponerse (más) en contra de los obispos.

Apostatar es jodidamente difícil. Creo que es más divertido conseguir que te excomulguen, pero yo creo que hoy en día ni siquiera qemando la Almudena hasta los cimientos consigues que te borren.

Antonio Piera dijo...

Gracias, Vimes, por la precisión. los mandamientos no han sido nunca mi fuerte, sobre todo cumplirlos. Me resulta interesante su teoría acerca de las razones para el nombramiento de la figura de Divar al frente de la cosa, aunque me resisto a creer que la historia vaya por ahí. El tiempo nos dará o quitará la razón, pero le doy mientras tanto la bienvenida a esta casa.