viernes, 13 de julio de 2007

un poco de memoria para Aznar

De nuevo se ha puesto a largar el gachó de la melena, con una desfachatez digna de mejor causa. El mismo que negoció con ETA meses después del cruel asesinato de Miguel Angel Blanco, aún caliente su cadaver, se permite recibir sin pudor alguno el paradójico premio a la Concordia entregado por la Fundación que lleva el nombre de aquel concejal. La desvergüenza de este fulano no tiene límites.
Como no me apetece repetir sus hipócritas manifestaciones, os remito a un par de enlaces para que podais comprobar la magnitud de su desparpajo.
Por mi parte, como la memoria es un bien escaso, os reproduzco aquí un bonito listado de HECHOS y manifiestos que llevaron a cabo este señor y su gobierno. El listado es fruto del espléndido trabajo de hemeroteca que ha realizado César Calderón para el blog de Manuel Saco en 20minutos. Como es largo, lo dividiré en dos de forma que podáis acceder al final del listado pulsando la manita de Leer más que hay debajo de este texto.
En cuanto a la ilustración, se trata de un montaje mío en Photoshop sobre la famosa foto de Las Azores, y viene a cuento porque se ha puesto en marcha una plataforma para solicitar que se juzgue a este individuo por crímenes de guerra, si en derecho se encuentran causas para ello.

El citado recordatorio dice así:
28 de noviembre de 1997. El Portavoz del Gobierno, Miguel Angel Rodríguez afirma que "en el problema del terrorismo etarra no debe haber vencedores ni vencidos":
1 de marzo de 1998: José María Aznar afirma: "Estoy dispuesto a ser generoso si es necesario, a ser comprensivo, si eso ayuda al final del terrorismo; eso es lo que tiene que entender todo el mundo, no es un camino sencillo".
16 septiembre de 1998: ETA anuncia una tregua indefinida que entrará en vigor dos días después (desde el asesinato de Miguel Ángel Blanco hasta la declaración de tregua anunciada por la banda terrorista, ETA ha asesinado ya a 9 personas. Entre ellas 5 concejales del Partido Popular).
2 de octubre de 1998: Aznar anuncia su disposición a poner en marcha el proceso de paz "si ETA acredita de forma inequívoca que su abandono de la violencia tiene un carácter definitivo". Además, anuncia "que el Gobierno incorporará una nueva orientación de la política penitenciaria consensuada, flexible y dinámica que acompañe los avances que se vayan produciendo en el aseguramiento de la paz".




15 de octubre de 1998: Cuatro presos de ETA son acercados a cárceles próximas al País Vasco y a un quinto se le concede el tercer grado penitenciario.
4 de noviembre de 1998: José María Aznar anuncia que ha autorizado contactos con ETA: "Yo he querido personalmente que los ciudadanos supieran y tengan muy claro que el Gobierno y yo personalmente, he autorizado contactos con el entorno del Movimiento Vasco de Liberación. (Aunque parezca mentira, se refiere a los asesinos de ETA). Lo he autorizado personalmente y quiero que los españoles lo sepan".
5 de noviembre de 1998:Aznar afirma que "por la paz y por sus derechos no nos cerraremos, sino que, por el contrario, nos abrimos a la esperanza, al perdón y a la generosidad, y por la paz pondremos lo mejor de nuestra parte para hacerla definitiva con la ayuda y la esperanza de todos".
10 de noviembre de 1998: El Congreso aprueba, por unanimidad, una moción por la cual se insta al Gobierno a desarrollar "una nueva orientación consensuada, dinámica y flexible de la política penitenciaria de la forma que mejor propicie el fin de la violencia".
11 de diciembre de 1998: Emisarios del Gobierno se reúnen en Burgos con la cúpula de Batasuna.
Diciembre de 1998: El Gobierno acerca a la península a 21 presos que cumplen condena en las islas, Ceuta y Melilla.
26 de diciembre de 1998: Mariano Rajoy, Ministro de Administraciones Públicas, asegura que "El Gobierno ha hecho un gesto (acercamiento de presos) conforme a la voluntad y el deseo de que llegue la paz".
12 de enero de 1999: Aznar dice que "Así ya no hay ni un solo preso de ETA fuera de la Península. Todos han sido trasladados, todos".
7 de mayo de 1999: El Gobierno anuncia que 304 personas vinculadas a ETA pueden volver a España, entre ellos todos aquellos cuyos delitos ha prescrito, incluidos algunos con delitos de sangre.
19 de mayo de 1999. El Gobierno de Aznar se sienta a negociar con la banda terrorista en Zúrich.
15 de junio de 1999: El Congreso aprueba unánimemente otra moción en la que se insta al Gobierno a culminar una nueva orientación "consensuada, dinámica y flexible de la política penitenciaria, acorde con el fin de la violencia".
25 de junio de 1999: el Gobierno anuncia un traslado de entre 4 y 6 presos etarras a las cárceles vascas.
7 de septiembre de 1999: El Ejecutivo anuncia el acercamiento de 105 presos de ETA a cárceles de Euskadi o próximas a esta comunidad. A otros 5 se les concede el tercer grado penitenciario.
17 de septiembre de 1999: El Ministro del Interior, Jaime Mayor Oreja afirma que "estamos dispuestos a dialogar, a flexibilizar la política penitenciaria y estudiar una reinserción de los miembros de ETA. A hacer lo que sea necesario, sin exigencias previas, sin negociar la entrega de armas. Pero la paz depende de ellos".

Por si no os acordábais.

1 comentario:

Némesis dijo...

Al igual que he comentado en un post del blog de escolar, el PP está entrando en una dinámica estalinista de redefinición, adaptado, editado... de la historia. Sólo falta que vayan a los libros de texto y supriman todo el proceso de transición, borren las fotos de Suarez y pongan simpaticas gaviotas y a su inefable pendón de la libertad de nombre Jose María Aznar. No me extraña que estos capuyos estén en contra de la ley de la memoria histórica... a partir de ahora disfrutemos de la memoria de los peces.